La revista profesional sobre tecnología y transformación digital
business, transportation and future technology concept - close up of businessman hand with smartphone and virtual car sharing icons
Reducir las emisiones con una nueva movilidad sostenible, innovadora y compartida

Eduardo Matallanas de Ávila y Natalia Gutiérrez Sánchez

Senior Data Scientist en Cabify /Global Head of Sustainable Impact and Safety en Cabify

Reducir las emisiones con una nueva movilidad sostenible, innovadora y compartida

La digitalización se consolida como una palanca básica para lograr eficiencia en los sectores productivos, pero tal vez tenga uno de sus mejores representantes en el sector eléctrico, donde la transformación digital y la adopción de nuevos marcos de trabajo están permitiendo alcanzar cotas de eficiencia y sostenibilidad nunca vistas.

Sostenibilidad y tecnología son dos palabras que hasta hace unos años podrían ser contrapuestas. El auge de un mayor desarrollo resultaba en impulsar cualquier iniciativa sin importar las consecuencias que pudieran tener sobre el medio ambiente. Sin embargo, Cabify siempre ha tenido claro desde sus inicios que la transformación de las ciudades a través de una movilidad sostenible con ayuda de la tecnología es posible.

Por la sostenibilidad

Antes de continuar hablando sobre cómo la tecnología ayuda a la movilidad es necesario presentar qué es Cabify. Somos una start-up española de movilidad que opera en 90 ciudades de España y Latinoamérica, con unos 900 empleados y en 2016 nos convertimos en “unicornio” (empresa valorada en más de 1000 millones de dólares). La sostenibilidad está en nuestro ADN como empresa y creemos en la transformación de las ciudades a través de la movilidad haciendo que estas sean mejores lugares para vivir. Para ello, a través de los datos, la innovación y el talento, creamos alternativas al uso del vehículo particular y trabajamos para lograr que esta visión de las ciudades –donde la movilidad es compartida, segura, accesible para todos y, por supuesto, sostenible– sea real.

Por ello Cabify no solo es una plataforma o una app, sino una comunidad formada por conductores y taxistas colaboradores, pasajeros y un equipo de entusiastas por la tecnología, el medio ambiente y las ciudades que hace que sea posible la creación de un ecosistema de movilidad sostenible que les beneficie a ellos y también a las ciudades de las que formamos parte. En consecuencia, creemos en la tecnología como factor transformador y con un impacto positivo en nuestras ciudades.

El papel de la tecnología

Para cumplir nuestro compromiso sostenible de transformación de las ciudades nos apoyamos en la tecnología de manera directa e indirecta. Directamente a través de medios de transporte ecoeficientes que reducen nuestro impacto medioambiental y huella de carbono. Además, nos hemos comprometido a alcanzar una flota eléctrica en todos aquellos mercados donde estamos presentes para contribuir a la reducción de emisiones y ayudar en la mejora del aire haciendo frente al cambio climático.

La transformación de las ciudades mediante una movilidad sostenible con ayuda de la tecnología es posible

Sin embargo, quizás nuestros mayores esfuerzos para dar solución a los problemas de movilidad de manera indirecta son internos. Para ello, nos apoyamos en el nuevo petróleo: los datos. En Cabify, tenemos la filosofía de “one journey wiser”, es decir, aprendemos de cada viaje para mejorar nuestra experiencia con respecto a la comunidad que la conforma. A través de estos datos medimos el impacto de nuestras iniciativas y nos enfocamos en aquellas que traen mayor beneficio para el ecosistema de nuestra comunidad.

A través de la tecnología somos capaces de mejorar el uso de los vehículos de las flotas reduciendo los kilómetros en vacío. Somos una alternativa al vehículo particular y movemos a los diferentes actores dentro de las ciudades. También hoy en día nos enfrentamos a un paradigma de transporte multimodal, en el que coexisten diferentes medios de transporte para poder movernos dentro de las ciudades. Ante este nuevo paradigma, hemos tratado de aglutinar estos nuevos vehículos y ahora dentro de nuestra plataforma se incorporan, además de los tradicionales vehículos con conductor, patinetes, motocicletas, coches y bicicletas eléctricas para que los usuarios no solo elijan dónde viajar sino también cómo, dándoles una alternativa sostenible y que se ajuste cada vez más a las necesidades cambiantes de las ciudades.

La movilidad del futuro es compartida, segura, accesible para todos y, por supuesto, sostenible

Datos, algoritmos y experiencia de usuario

Todos estos viajes generan una gran cantidad de datos sobre los que aprender para acercarnos cada vez más a nuestros usuarios y hacer que la experiencia sea cada vez mejor adaptándonos a sus necesidades. Con esta información tratamos de mejorar nuestros algoritmos para que reduzcan los tiempos de espera en los viajes, detectar posibles incidencias en los viajes para garantizar la comodidad de nuestros usuarios, agilizar el soporte cuando algo no fue bien durante el viaje, etc. Así no solo acompañamos a los usuarios durante sus viajes, sino que ayudamos a preparar dichos viajes y continuar con ellos incluso después de haber finalizado.

 

 

Junto con estos datos que obtenemos de los viajes, observamos cómo nuestros usuarios modifican sus hábitos de movilidad y tratamos de adaptarnos rápidamente. Para ello, también antes de sacar una nueva funcionalidad dentro de nuestra plataforma nos gusta poder probarla frente a un grupo de usuarios y verificar si lo que detectamos en nuestros viajes es algo que puede ayudar a mejorar nuestra comunidad. Gracias a esto iteramos mucho más rápido y somos más ágiles para adaptarnos ante cualquier cambio. Un ejemplo de esta rápida adaptación fue el desarrollo de uno de nuestros últimos productos, Cabify Envíos. Durante el inicio de la pandemia de la COVID19 y el confinamiento en diversas partes del mundo, surgió esta idea para acercar a las personas y que hace posible el envío de productos a través de nuestros vehículos.

Sin embargo, también utilizamos la experiencia de nuestros viajes para vigilar la salud de nuestro ecosistema en el que no queremos que ningún tipo de experiencia impacte de manera negativa. Para ello, tratamos de detectar cuáles están siendo los problemas que tanto nuestros conductores como pasajeros se encuentran. Analizamos las diferentes fuentes por las que se comunican y tratamos de anticiparnos a estos problemas. Analizamos fuentes como las puntuaciones de los viajes, los tiques y transacciones financieras para mantener el ecosistema saludable. De esta manera, si encontramos algún comportamiento nocivo tratamos de bloquearlo antes de que pase. Dependiendo del comportamiento, actuamos para que no ocurran o nos anticipamos a dichos comportamientos prediciendo cuál puede ser el resultado final para no llegar a impactar a los usuarios y que su experiencia sea la mejor.

A través de la tecnología somos capaces de mejorar el uso de los vehículos de las flotas reduciendo los kilómetros en vacío

El futuro de la movilidad

Con todos estos ingredientes, Cabify se postula como una empresa que a través de la tecnología pretende transformar las ciudades siendo una alternativa competente para moverse en los núcleos urbanos. Sabemos que el futuro de la movilidad es libre, accesible y seguro, en el que no existe un único medio de transporte y por ello queremos tratar de dar el mayor número de alternativas a los diferentes usuarios para que cada uno pueda elegir cómo desplazarse por la ciudad. Gracias a la tecnología cada viaje nos sirve para ser un poco más sabios y adaptarnos a un entorno que cambia más y más rápido, ofreciendo la mejor alternativa sostenible y segura en las ciudades.

Comparte
Share on linkedin
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email